Unknown

Un gran discurso…

El tema de la semana pasada fue el gran discurso que hizo Madonna en su reconocimiento como mujer del año en los Billboard de Estados Unidos.

Siempre he pensado que Madonna era una gran artista, una gran mujer y sobretodo una gran empresaria, siempre he pensado que su marca personal ha estado minuciosamente trabajada, pensada y calculada al milímetro, y una vez más volvió a sorprendernos con un extraordinario discurso, un discurso coherente, reivindicativo, emocionante, perverso, critico, y con una gran puesta en escena (simple pero calculada, medida y excelente).

Una marca personal  que ha sabido reposicionarse para seguir siendo una marca de sito después de más de 34 años en el mercado. Conservando a sus antiguos cliente y captando nuevos clientes, una marca que ha sabido reinventarse para seguir viva en el mercado, tal y como dice en su discurso: 

En la vida no hay verdadera seguridad, salvo la de creer en uno mismo!  Nunca dejes de creer en ti, ya que es la única forma de poder seguir haciendo lo que te gusta. 

Una marca criticada por ser diferente, por comunicar cosas diferentes, por ser innovadora…que ha aprendido que todas las experiencias, incluso las negativas, le han servido para aprender lecciones y hacerla más fuerte.

Una marca condenada por romper las reglas, solo puedo decirte gracias por ayudarnos a expresarnos con libertad, gracias por aportar tu diferencia como valor a toda la sociedad, gracias por no rendirte, gracias por llenar de música y color nuestras vidas.

Gracias por quedarte y por seguir ahí, nunca decaigas Madonna, porque la diferencia siempre será sinónimo de singularidad, y la singularidad a veces no es entendida, pero los que te entendemos sabemos apreciar tu talento!

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *