decepcion

¿Decepciones? no, gracias…

La vida esta llena de decepciones, en si la vida puede ser decepcionante. O no.

¿De qué depende? De las espectativas que tengas en ella.

Cuando esperas mucho de alguien o de algo corres el peligro de decepcionarte. Si constantemente esperas cosas, constantemente podrás quedar decepcionado.

¿Cuál es la solución? No esperar nada. Cuando no se espera nada, no damos posibilidad a la decepción.

Pero algunos pensaréis, que debe ser muy triste vivir sin tener espectativas, yo pienso lo mismo. Pero a veces puede ser una gran trampa, en la que es muy fácil caer.

Espectativas, si, pero no demasiadas, es mejor ser modesto, ir poco a poco, que ponerse un listón muy alto y caer por un precipio.

Una espectativa no es más que aquello que consideramos que suceda probablemente, por lo que las espectativas deben ser realistas.

Una espectativas es una suposición centrada en el futuro, un deseo que puede hacerse realidad.

Siempre hay que tener espectativas, pero realistas. Si estas no son realistas nos llevarán a una decepción.

Para ello es bueno conocer el equilibrio de nash o de cournot, que dice que en un juego, cada jugador pone en práctica una estrategia para conseguir su mejor resultado. Es decir cada uno somos responsables del resultado que obtengamos, así como de las espectativas.

“El origen de toda desilusión es la expectativa exagerada”.

Es decir la realidad nunca será igual a nuestras expectativas (es decir a lo que hayamos imaginado).

Hace años, en mi primer viaje a Nueva York, sufrí una de las mayores decepciones de mi vida, ya que era una ciudad que tenía idealizada desde que era pequeño, no sólo la ciudad sino visitar el MOMA (museo de arte moderno), que fue lo que me ocurrió, que fue una decepción tanto el museo como la ciudad, ya que mis Espectativas eran muy altas, lo cual hizo que no disfrutara de la realidad de esta maravillosa ciudad.

Mi desilusión fue la distancia que había entre mis espectativas y la realidad.

Al igual que con lugares, ciudades, etc nos pasa muchas veces con las personas…

“Si nunca esperas nada de nadie nunca te decepcionarás” Silvia plath.

Es decir, es mejor no tener grandes Espectativas con nadie, de esta forma siempre lo que recibiremos serán sorpresas gratas.

No esperes nada, be Happy!

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *